DESPLEGADO

México D.F. 17 de julio de 2008
A los jaliscienses
A los hoteleros jaliscienses
A las autoridades federales, estatales y municipales
A Emilio González Márquez, gobernador de Jalisco

Greenpeace comunica a los jaliscienses que la información utilizada recientemente para denunciar la contaminación de las playas de Jalisco proviene del portal de internet de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat). Por ello, es un grave error de las autoridades negar esta información oficial.

Los límites máximos permisibles que utiliza la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) para declarar un riesgo sanitario son 500 enterococos (NMP/100 mL), y son los más laxos del mundo. La organización Mundial de la Salud (OMS) considera que esta concentración representa un problema de salud pública y señala que las personas que naden en playas con estos niveles de contaminación contraerán por lo menos 25 por ciento enfermedades en la piel, 10 por ciento problemas gastrointestinales y 3.9 por ciento enfermedades respiratorias agudas, por ello la OMS no recomienda nadar en aguas con una concentración mayor a 100 enterococos (NMP/100 mL)

Las autoridades federales, estatales y municipales deben reconocer lo establecido por la OMS y atender este problema de contaminación y salud pública, en lugar de negarlo y minimizar los impactos que pueden tener en la población y el medio ambiente.

La última información oficial publicada sobre la calidad bacteriológica del agua de mar en las costas mexicanas presenta un mes de retraso y definitivamente no refleja las condiciones actuales de calidad que presentan nuestras playas.

Greenpeace denuncia la calidad de las playas con el objetivo de presionar a las autoridades federales, estatales y municipales para que tomen medidas concretas: destinar mayor presupuesto para la rehabilitación y construcción de plantas de tratamiento de aguas residuales y que se castigue a quienes descarguen aguas contaminadas en los ríos y mares de México.

Greenpeace no lleva a cabo una campaña de desprestigio en contra del gobierno de Jalisco o del municipio de Puerto Vallarta, ya que constantemente se han señalado las deficiencias que presenta todo el país en materia de tratamiento de aguas residuales y ha denunciado desde hace 3 años la situación que impera en diversas playas mexicanas.

Gracias a estas denuncias, se aprobaron 1,200 millones de pesos en el Presupuesto de Egresos de la Federación del 2008 para invertir en plantas de tratamiento de aguas residuales en destinos como Puerto Vallarta, Acapulco y Veracruz.

Es lamentable que como respuesta a estas denuncias, las autoridades se apresuren a publicar datos sobre la calidad bacteriológica del agua de mar, que aún así se emiten de forma tardía.
Por ello, urgimos una vez más al gobierno de Jalisco a que tome medidas concretas para sanear sus playas, ya que en toda la entidad solamente se tratan el 22.4 por ciento de las aguas residuales. Asimismo, es fundamental que impulse un proceso de certificación de la calidad de sus playas bajo los lineamientos que propone la Norma Mexicana NMX AA-120-SCFI-2006

¡ Las playas limpias nos convienen y benefician a todos !

Atentamente,
Patricia Arendar
Directora ejecutiva
Greenpeace México

1 comentario:

Michel dijo...

Espero que el Gobierno o alguna Institución realmente tome acción ante esta situación penosa que se vive en nuestras playas. Bien por GREENPEACE!